¡No es signo de debilidad para ante un evento de somnolencia al volante, es un acto de responsabilidad!

No esperes a quedarte dormido unos segundos al volante para realizar una pausa o siesta energética.

Según un estudio de la NASA, una siesta de 26 minutos es capaz de aumentar hasta un 35% el rendimiento de una persona.

¡Una pausa en tu camino te salvará la vida, o cómo mínimo, de un accidente! #ojosATENTOS

ESTE ES UN WIDGET/ SIDE AREA SE LLAMA